El Sembrador
Los que siembran con lágrimas, con regocijo segarán. Salmos: 126:5
Cuentas para avisos y contribuciones solidarias: 0000000000
Usted es el visitante n°: 36075
Seguinos en:
EL INCAA MIRA PARA OTRO LADO
Santa Catalina: Por la plata baila el mono, Municipio y Gobierno Provincial
Denuncian que por 1200 millones de pesos trasladarán a ese lugar la planta de tratamiento de aguas cloacales, sin Estudio de Impacto Ambiental ni audiencia pública. Afectará la salud y el desarrollo urbanístico.
 
Antonio Jesús Ríos, abogado que ejerció la profesión desde el derecho laboral y penal y fue profesor de la cátedra de Derecho e Historia Constitucional de la Universidad  Nacional del Nordeste, denunció que el plan de desarrollo de la planta de tratamiento de aguas cloacales que pretenden llevar hasta Santa Catalina mediante tubos con estaciones bombeadoras, va a contaminar el aire y la salud de la población que vive en los alrededores.

En diálogo con El Sembrador, el docente explicó “me preocupa enormemente porque hice algunos estudios para el desarrollo de Santa Catalina y merece ser respetada la gente que está ahí, los que tienen sus expectativas porque el desarrollo urbanístico indica que ese es el espacio apropiado para que la ciudad pueda extenderse.

¿Cuál es el problema?
- En primer lugar la emanación de gases provenientes de líquidos cloacales va a generar malos olores que penetran hasta el fondo del organismo, y aunque pongan elementos que neutralicen ese efecto y le agregan algo más para que uno sienta olor a lavanda, seguirán contaminando.
El dato es que de acuerdo con la Constitución Nacional, la Provincial y la Carta Orgánica Municipal, está expresamente contemplada la necesidad de que todos podamos vivir en un ambiente sano y equilibrado y esto no sucederá en Santa Catalina si tenemos presente que van a llevar el 90% de todas las aguas cloacales y además van a haber camiones atmosféricos que van a descargar en esa zona, más precisamente en un lugar que estaba previsto realizar un parque ecológico.

¿Qué se puede hacer desde el punto de vista legal?
- Creo que el ICAA (Instituto Correntino del Agua y el Ambiente) debe expedirse claramente porque no se conoce ningún informe de Evaluación de Impacto Ambiental, es más, parece que no lo hay porque averigüé y hasta los empleados se colocaban a la defensiva y me enviaban al Ente Regulador.
Tampoco la declaración correspondiente y mucho menos el dictamen jurídico que avale esta obra.
Bueno, creo que por lo menos existe una falencia.
La Municipalidad, de acuerdo con la Carta Orgánica Municipal, cuando va a ceder algún espacio público para cualquier fin tiene que hacerlo con los dos tercios del Concejo Deliberante y previamente convocar a audiencia pública.
Los olores según su toxicidad generan daños importante e irreversibles.
Esa audiencia pública no se hizo, lo quiere decir que el procedimiento es nulo y hace responsable a quienes actúen de esa manera.

¿Habría que hacer una presentación judicial?
- Es posible, quizás sea uno de los trámites que se puedan realizar.

¿Quién estaría legitimado para hacerlo?
- Cualquier ciudadano, básicamente y además están las posibilidades de presentar un recurso de amparo ambiental (cuyas tasas de justicia son gratuitas) y la Defensoría del Pueblo podría intervenir si lo desea, pero también es muy importante difundirlo a través de la prensa porque si no hay repercusión social el ánimo de la ciudadanía no es el apropiado para encarar este tipo de reclamos.

¿Cuál sería el daño concreto que produciría en la salud?
- Desde el punto de vista médico, no puedo expresarme pero he leído muchos estudios que explican que los olores, según su toxicidad, generan además del malestar, daños importantes e irreversibles.
Imagínese, cualquiera que viva en los alrededores, esté comiendo con su familia y tenga que respirar una ráfaga de malos olores.
Es un espanto.

¿Qué principios del derecho se pueden aplicar para evitar este problema?
- Creo que hay que difundirlo suficientemente para conocimiento público y que actúen los órganos competentes como el INCAA y la Municipalidad.
Como dije anteriormente, queda la posibilidad de plantear un recurso de amparo ambiental y que la Defensoría del Pueblo o la de los Vecinos actúe pero en general parece que están todos aletargados.
Es un mega emprendimiento que va a generar muchos problemas pero algunos están encandilados, especialmente la patria contratista y la intermediaria de distintos niveles de corrupción.

¿La Municipalidad está asociada a este emprendimiento?
- En principio tendría que tomar alguna decisión que hasta ahora no ha tomado y no entregar alegremente 25 hectáreas, de acuerdo a lo que informaron los diarios.
Tendría que tener una presencia muy activa que hasta ahora no veo.

Hasta el momento ni el Municipio ni el gobierno provincial se han caracterizado por el cuidado del medio ambiente ¿Queda alguna otra vía?
- Si algún político se interesara por este tema sería otra vía pero generalmente no se toman los caminos más complicados, se elige la fácil.
Estamos muy mal acostumbrados a eso.

¿Cuál sería la solución? ¿Qué piensa hacer usted?
- Dentro de mis posibilidades estoy agitando el tema y he estado investigando para desatar una corriente de opinión porque este es un mega emprendimiento que va a generar muchos problemas pero hay algunos que están encandilados, especialmente la patria contratista y la patria intermediaria de distintos niveles de corrupción o comisión por los 1200 millones originales que se calculan van a invertir en la obra.

¿Quién va a invertir ese dinero?
- Tengo entendido que el BID (Banco Interamericano de Desarrollo) va a otorgar un crédito.

¿Al Municipio?
- No, a la empresa privada contratada por el Municipio y la Provincia…Como actualmente tenemos un sistema centralista, borbónico y colonial, sucede que en Buenos Aires se decide todo y cae el paquete acá en Corrientes, entonces todos se alinean y subordinan pero el mal lo vamos a soportar nosotros.

¿El Código civil y el penal preveen alguna sanción para todos estos funcionarios que se salteen los procedimientos establecidos en la ley?
- El artículo 248 del Código penal tiene sanciones para la violación de los deberes de funcionario público, especialmente a los que no cumplen con las leyes que están a su cargo.
Pero el problema que tenemos es que generalmente no se usa este artículo y entonces las transgresiones se vuelven normales y la debilidad en la opinión pública admite y tolera.

¿Es excarcelable?
- En principio, sí…
 .